Sin categoría

Plastilina casera.

Después de buscar en muchísimos blogs y tutoriales de youtube recetas de plastilina casera, di con esta que me pareció la más sencilla, la receta la saque de http://www.babaycenter.com, con un montón de fotos y parecía tan fácil que nos animamos a hacerla en casa. El resultado fue un poco regular, no se si porque los colorantes que tenía estaban pasados o porque no medí bien los ingredientes o porque soy muy muy torpe, el caso es que los colores me quedaron fatal.

Los ingredientes son:

  • 1 taza de harina de trigo
  • 1 taza de agua
  • 1/2 taza de sal
  • 2 cucharadas de aceite
  • 2 cucharadas de cremor tártaro
  • colorantes en gel

Para prepararlo mezclamos todos los ingredientes excepto el colorante en un cazo y lo ponemos a fuego medio, removiendo constantemente hasta que espese lo suficiente y se forme una bola compacta que se separe de los bordes, después dejamos enfriar, separamos en partes iguales y aplicamos el tinte en cada una de las bolas.

wp-1458660436891.jpg

Hasta ahí todo fácil ¿verdad?, pues no, hay algunas cosas mas que deberíamos saber y no nos dicen, seguramente sean de sentido común y vuelvo a repetir que yo debo ser muy torpe, así que por si hay alguien por ahí igual de poco hábil que yo, ahí van unos truquitos para que quede perfecta.

Lo primero ponernos unos guantes para poner los tintes, yo no lo hice y no solo me manche las manos sino que al mezclar el siguiente color pinté el siguiente, un desastre vaya, así que muy importante, ponernos guantes y lavarnos las manos.

Otra cosas que no nos dicen es que es mejor ir poniendo el color poco a poco, una vez que el color está bien impregnado ya no mancha.

A mi me quedaron bastante feas, pese a todo a Ernesto le encantan y al estar frías y tener un tacto tan blandito, muy parecido a las de play-doh, me da la sensación de que le relaja, todavía no sabe hacer formas ni animales, soy yo la que inicio los juegos con él, pero le gusta tocarla, aplastarla, estirarla, olerla, ponerla en la cabeza y en la cara. Al ser totalmente natural no hay ningún peligro si se la lleva a la boca.

El cremor tártaro lo compramos en amazon por unos cinco euros, merece la pena porque sale mucha cantidad de plastilina. La he guardado en los botes del queso fresco, los de mercadona tienen tapa y se conserva blandita durante mucho tiempo.

wp-1458660452109.jpg

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s