Sin categoría

Diabetes gestacional: alimentación

 

En un post anterior hablé de diabetes gestacional y los efectos que tiene en el embarazo y de lo devastador que puede ser para el feto.

En este me quiero centrar un poco en la alimentación y en la dieta que me recomendó la  nutricionista, al principio parece muy estricta pero en realidad fue lo mejor que me pudo pasar, solo aumente 6 kg en total y mi bebé pesó 4,100 gr por lo tanto cuando me dieron el alta en el hospital y llegué a casa pesaba lo mismo que antes de quedarme embarazada, asi que lo que al principio fue una noticia horrible al final fue algo muy beneficioso para mi, siempre me ha gustado aquello de ver el vaso medio lleno.

Lo mas importante y lo primero que tenemos que hacer es conocer para así dominar los distintos tipos de alimentos y saber que es lo que nos produce los picos más altos de glucosa. Los hidratos de absorción rápida, los azúcares, los alimentos precocinados, los alimentos hipercalóricos o las calorías vacías, son los causantes de que se produzcan dichos picos, aunque siendo sincera en los últimos meses de mi embarazo mi páncreas ya no segregaba insulina, por lo que tenía que pincharme grandes dosis de insulina para poder llevar un control correcto de la glucosa, para el feto es completamente inocuo, de verdad, cuesta creerlo, a mi me costaba mucho creerlo pero es verdad, para él es como agua.

Aquí algunas recomendaciones saludables, en la mayoría de los casos con cuidar la alimentación es suficiente .

Reducción de la grasa saturada:

  • Tomar en el día, al menos 1 litro de lácteos desnatados, en forma de leche, yogur o quesos blancos. (los quesos cuanto más curados más calóricos)
  • Reducción de carnes de alto contenido graso y consumo de carnes magras.
  • Reducción de fiambres(jamón de york, mortadelas, salchichas. etc)
  • Consumo saludable de grasas vegetales (aceite de oliva, frutos secos)
  • Consumo equilibrado y variable de pescados azules, excepto los pescados de gran tamaño por el alto contenido en mercurio.
  • Limitar el consumo de comida basura y alimentos precocinados.

Frutas y verduras:

  • Fruta de 3 a 4 piezas al día (nunca juntas). Es recomendable consumir al menos un cítrico al día, principalmente después de comer alimentos ricos en fibra, ya que la vitamina C presente en estas frutas ayuda a la absorción del hierro.
  • Consumo de verduras y hortalizas asegurando 1 plato de verdura fresca al día, cocinada de la manera más sencilla posible.

Legumbres, Cereales, Pasta y Arroz:

  • Consumo equilibrado y variado de legumbres, yo pasé la mayor parte del embarazo en verano por lo que resultó muy fácil comer ensaladas de legumbres, otra opción son los hummus.
  • Propiciar el consumo de cereales, procurando comer lo menos refinado posible, es mejor optar por cereales y harinas integrales.
  • Consumo equilibrado de pasta y arroz.
  • Consumo de pan integral de panadería

Las cantidades diarias se establecerán en función del peso corporal y de la actividad física habitual.

NO se debe consumir:

Dulces o bollos, refrescos, zumos envasados, alimentos para diabéticos y productos precocinados.

Recomendación saludable:

  • Es recomendable comer al día 5 porciones de fruta y verdura fresca para conseguir el objetivo de alimentación saludable.
  • Cereales integrales, arroz, pasta, pan, (al menos de 2 a 4 porciones al día)
  • Legumbres al menos 2 a 4 veces por  semana
  • Productos lácteos desnatadas, al menos un litro al dia
  • Aceite de oliva de 2 a 5 cucharadas al día
  • Una pequeña cantidad de frutos secos
  • Pescados azules, carnes magras y huevos 3 o 4 porciones a la semana

La ingesta de alimentos debe ser adecuada para evitar cetosis o cetoacidosis. El consumo de hidratos de carbono debe ser el apropiado para mantener el peso, la normoglucemia y la ausencia de cetonas.

diabetes

Las maneras más recomendables de preparar la comida es a la plancha, al vapor, al horno o hervido y las menos adecuadas fritos, rebozados, guisos y mayonesas o salsas.

Escoge platos sanos y apetitosos y sobre todo cocina para todos, incluir a la familia en la nueva forma de alimentarnos  a la larga lo convierte en un hábito y eso a la larga es beneficioso para todos.

Es mejor cocinar con aceite de oliva y recuerda que las hierbas y especias dan sabor y no tienen calorías.

También es importante, mantener unos horarios y no apartarnos de ellos incluso cuando salimos a comer fuera, intentaremos en estas ocasiones pedir alimentos saludables que contengan fibra, que sean sanos y que sean poco elaborados.

En última instancia, el mejor incentivo para llevar a buen puerto una diabetes durante el embarazo es pensar que todo lo estamos haciendo por la salud de nuestro pequeño y eso ya es excusa mas que suficiente.

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s